¿Estás harta de ir a comer a los mismos sitios y buscas sabores que te sorprendan? Hoy te descubro 5 restaurantes originales de Madrid que te enamorarán al primer mordisco y ojo, porque te crearán adicción. Abre las notas del móvil y apunta:

Caraba (Alonso Cano, 28)

restaurantes originales de Madrid
Caraba. Foto: Adriana Benito

Caraba, situado en la zona de Ponzano, es uno de esos restaurantes originales de Madrid que debes conocer. La calidad del producto y la originalidad de sus platos te cautivarán y querrás volver, ya verás. A nosotras nos pusieron de aperitivo una crema de anacardo que nos abrió el apetito en medio segundo. Nos decantamos por media ración de croquetas (probamos las de cecina y las de bacalao), la fideuá de chipirones y ravioli ibérico de tomate, y la pluma de cerdo ibérico con compota de tomate al tomillo y queso de cabra (la carne se deshacía en la boca, estaba para chuparse los dedos). Además, con las infusiones nos trajeron una minitorrija con un intenso sabor a canela que estaba de 10.

D’ Platos Deleite (Eloy Gonzalo, 4)

restaurantes originales de Madrid
Huevos con mousse de foie. Foto: Adriana Benito

Los restaurantes D’Platos, con varios locales en Granada, desembarcan en Madrid y nos traen el mejor tapeo granaíno a la capital. Forma parte de esta lista de restaurantes originales de Madrid por su propuesta rompedora y amplia, de hecho su carta está dividida en tapas, tapas gourmet y raciones. Su decoración delicada y su carta diseñada para el picoteo logran que sea el local ideal para un afterwork. Recomiendo sus huevos de corral con mousse de foie y cebolla caramelizada, sus habitas de Granada salteadas y los dados de camembert. Posee una estupenda relación precio-calidad.

Restaurante Membibre (Guzmán El Bueno, 40)

restaurantes originales de Madrid
Croqueta de carabinero. Foto: Adriana Benito

Membibre fue una recomendación de unas amigas y, desde luego, supuso todo un acierto. No es un restaurante barato, pero cuenta con una zona de mesitas altas que está pensada para tapear y disfrutar de lo que ellos denominan “cocina en miniatura”. Si vas, tienes que pedir sí o sí la croqueta de carabinero, y te sugiero también el risotto negro de calamares, la morcilla de Natalio Fernández con huevo y los canelones de rabo de toro.

PerretxiCo (Rafael Calvo, 29)

restaurantes originales de madrid
Donut de cocido. Foto: Adriana Benito

Mi amiga María, de ascendencia vasca, nos descubrió esta taberna y ahora se ha convertido en uno de mis locales imprescindibles para un tapeo de calidad. Ellos se definen como taberneros y pintxocultores, y su propuesta gastronómica es tan original como deliciosa. Mi plato favorito es, sin lugar a dudas, su donut de cocido vasco en dos vuelcos (finalista del Concurso de España de Cocidos del Siglo XXI). Se trata de un trampantojo que viene acompañado con una tacita de caldo (solo escribiendo estas líneas ya babeo).

Además del donut de cocido tienes que probar sus albóndigas de bonito en salsa verde (son tan tiernas que se deshacen en la boca), sus empanadillas de queso de cabra y hongos, el turrón de foie y el steak tartar (de los más ricos que he comido últimamente).

Enrecoletos (Recoletos, 13)

restaurantes originales de Madrid
Flores de alcachofa. Foto: Adriana Benito

Enrecoletos es otro de los restaurantes originales de Madrid y una de las novedades de la capital, puesto que ha abierto sus puertas hace poco. Si quieres platos con una buena calidad de producto y que sean abundantes, este es tu sitio. Su ensaladilla rusa con ventresca, sus flores de alcachofa confitadas y la tarta de queso están espectaculares. Es el tipo de restaurante perfecto para una comida familiar.

¿Conocías estos locales? ¡Recomiéndame más restaurantes originales de Madrid comentando este post!